Descubren que las abejas son adictas. ¿Sabes a qué?

Científicos de la universidad de New Castle y del Trinity College de Dublín, han descubierto que las abejas son adictas a ciertas sustancias.

Según un estudio publicado por la revista científica Nature el 22 de abril de 2015, científicos de la universidad de New Castle y del Trinity College de Dublín, han descubierto que las abejas de sienten atraídas por el polen contaminado con productos químicos.

Para realizar el estudio, los científicos utilizaron dos cajas. Una contenía una solución de azúcar. Al azúcar de la segunda caja, se le añadió una mínima dosis de pesticida.
Los científicos observaron entonces como la mayoría de insectos preferían el azúcar de la segunda caja que contenía el pesticida.

sailermarco-pixabay-flower-195045_1280

Foto: sailermarco-pixabay

“En una segunda fase, en la que los autores del estudio querían centrarse en los aspectos más químicos de este fenómeno, comprobaron que las neuronas gustativas de estos insectos se excitaban ante la solución con alguno de los tres neonicotinoides.

Según afirma la Professora Geraldine Wright , científica principal del estudio en el Instituto de Neurociencias de la Universidad de Newcastle, “Las abejas no poden degustar los neonicotinoides en su comida y por lo tanto no pueden evitar estos pesticidas. Esto las pone en riesgo de intoxicación cuando comen néctar contaminado.”
“Nuestros datos sugieren que la comida con neonicotinoides es más gratificante para las abejas. Tiene el potencial de ser adictivo pero no lo hemos estudiado formalmente todavía“, concluye Wright.” 

Estudios anteriores ya habían sugerido que la exposición a ciertas sustancias por parte de las abejas, podía además modificar o afectar la actitud de las abejas .  Esto es preocupante ya que son insectos con un alto poder y valor polinizador. La exposición a estas sustancias puede tener efectos negativos tanto en la búsqueda de alimento como en la actitud de los otros miembros de la colonia.

“Nuestros resultados implican que, incluso si se proporcionan fuentes alternativas de alimentos para las abejas, en paisajes agrícolas donde se utilizan pesticidas neonicotinoides, las abejas pueden preferir alimentarse en los cultivos contaminados con neonicotinoides. Los neonicotinoides también pueden acabar en las plantas silvestres que crecen junto a los cultivos, y podrían ser mucho más frecuente en las dietas de las abejas de lo que se pensaba “

Foto: Emilio Küffer - Flickr

Foto: Emilio Küffer – Flickr

Los neonicotinoides utilizan los mismos mecanismos que la nicotina en el cerebro humano, afectando al sistema nervioso de la abeja actuando igual que una droga y por eso es más gratificante para estos insectos.

Los científicos muestran su preocupación por el impacto que puede tener en las colonias y poblaciones enteras de abejas.

En el 2005 otro estudio realizado por el entomólogo Natarajan Singaravelan “demostraba que las abejas se sienten atraídas por los alcaloides psicoactivos del néctar. Para su experimento construyó unas flores artificiales con unos “bebederos” que contenían agua con azúcar, y además en algunos de ellos añadió diferentes concentraciones de alcaloides: cafeína, nicotina y amigdalina (abundante en las flores de almendro). Durante 36 horas contabilizó las visitas de las abejas a estas flores, y observó que estos insectos no se sienten repelidos por los alcaloides, más bien lo contrario. Del total de visitas de las abejas, el 42 % de las veces escogieron flores con bajas cantidades de cafeína (una concentración 30 veces menor que la de un café), el 29 % de las veces se dirigieron a las flores con elevadas cantidades de cafeína (un tercio de la concentración de un café) y el 29 % restante a las flores sin cafeína. Y para la nicotina obtuvieron resultados similares. Sin embargo, observaron que la amigdalina no afectaba la preferencia de las abejas por unas flores u otras.”

En el año 2013 la UE prohibió el uso de neonicotinoides en la agricultura después de evidenciarse que estos afectaban al desarrollo y crecimiento de las colonias de abejas.

Dejanos tu comentario