Virtuosismo vocal

Foto de pixabay.com

Una de las características positivas de los seres humanos es su posibilidad de adaptarse, cualidad que les permite explorar y realizar diversas actividades. Esa diversidad es la responsable de la existencia de miles de oficios, opciones donde se juntan la pasión y la vocación.

Dentro de esa amplia gama de posibilidades se encuentra el arte de imitar voces. Algo que puede parecer difícil de realizar pero existen personas que se les hace sencillo hacerlo. Estas personas se distinguen por tener el oído sensible y poder adaptar su voz a distintos tonos.

Es probable que ya hayas disfrutado del talento de un chico que puede imitar la voz de 23 cantantes masculinos. Con una soltura increíble, este chico logra pasearse por ritmos tan distantes como el pop, el rap y el rock. Todas las voces que realiza se parecen mucho a las originales, tanto que da la impresión de que fuera el cantante real.

Pero llegar a este nivel de perfección requiere esfuerzo, disciplina y constancia. Lo más seguro es que ese chico conozca algunos de los detalles que se deben cuidar para ser imitador de voces. ¿Deseas intentarlo? Te diré algunos de los aspectos básicos para que cuides tu voz.

Lo primero que debes aprender a controlar es la respiración pues gracias a ella se concibe la voz, cada vez que el aire pasa por las cuerdas vocales las hace vibrar y de allí proviene el sonido que escuchamos. Bien, para tener un mejor control sobre la respiración debes aprender a hacer la respiración diafragmática, la que se realiza con todo el pulmón.

Mientras aprendes a respirar correctamente debes cuidarte la voz. Solemos hacer muchas cosas que lastiman las cuerdas vocales como carraspear, fumar o consumir alcohol, alimentarnos de manera desbalanceada y estar desprotegidos a los cambios del clima son algunos de los factores negativos que debemos evitar.

Detalla al personaje que deseas imitar. Revisa sus gestos y las muecas particulares que realiza al hablar. Siempre es una buena herramienta el observar varias veces a la persona que imitarás para que puedas captar la mayor cantidad de información. Como se trata de voces, debes oírlos hablar o cantar numerosas veces.

Suéltate. Una vez que te sientas cómodo y a gusto con la imitación, muéstrasela a tus familiares y amigos. Tener un feedback es importante porque así podrás mejorar cada día más.

Y quien quita que algún día logres ser mejor o igual imitador de voces que este chico. Él se convirtió en una sensación en Youtube, donde su video sigue reproduciéndose y ganando cada día más seguidores.

Dejanos tu comentario